Seleccionar página

La guerra del agua ¿Ficción o crisis ineludible? por Dr. Jonathan Azolas Cepeda

La guerra del agua ¿Ficción o crisis ineludible? por Dr. Jonathan Azolas Cepeda

El agua se ha convertido en el recurso estratégico más importante del siglo XXI tal como lo ha sido el petróleo desde el siglo pasado. Tanto que algunos plantean que podría ser la causa de la Tercera Guerra Mundial. Sin embargo, la realidad apunta a que no estamos en una guerra aún por el vital elemento. La crisis acá no es la escasez, ni la sequía, es la voluntad, la oportunidad al acceso de la tecnología de todos los habitantes del planeta para superar este problema.

John F. Kennedy señaló hace varios años: “quien sea capaz de resolver los problemas del agua, será merecedor de dos premios Nobel. Uno por la ciencia y el otro por la paz”. A modo de déjà vu, el agua se ha convertido en el recurso estratégico más importante del siglo XXI tal como lo ha sido el petróleo desde el siglo pasado. Tanto que algunos plantean que podría ser la causa de la tercera guerra mundial.

Al respecto, António Guterres, actual secretario general de la ONU dijo que “sin una gestión eficaz de nuestros recursos hídricos, corremos el riesgo de intensificar las disputas entre comunidades y sectores, y aumentar las tensiones entre las naciones”. De hecho, según el organismo, existen 300 zonas en el mundo con conflictos abiertos alrededor de este recurso. Y los propios servicios de inteligencia americanos no descartan que, en el futuro, la crisis en torno al agua dé lugar a conflictos armados y a la proliferación de acciones terroristas.

Miremos las cifras y la información existentes. Según Naciones Unidas, el consumo de agua se ha duplicado en los últimos 50 años, 2.600 millones de personas carecen de acceso a un saneamiento básico, lo que supone el 40% de la población mundial, y 497 millones de personas en las ciudades dependen de un saneamiento compartido, cifra que se ha multiplicado por dos desde 1990. Partiendo de esto, casi un décimo de la carga global de enfermedades podría ser contenida a través del mejoramiento del abastecimiento de agua, saneamiento, higiene y la gestión de los recursos hídricos en general (UNESCO). A su vez la OMS afirma que la fuente de agua debe situarse a no más de 1.000 metros del hogar y, sin embargo, millones de personas en el mundo deben andar diariamente hasta 6 horas para recoger agua para uso doméstico. Además, según el PNUD (Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo), el coste del agua no debería superar el 3% de los ingresos de la unidad familiar, pero la realidad es que los países pobres pagan hasta 50 veces más por un litro de agua que sus vecinos más ricos (ONU), debido a que tienen que comprar el agua a vendedores privados. Consideremos además que megaciudades como Tokio, Nueva York o Barcelona, se pierden entre 250 y 500 millones de m3 de agua al año, evitar esas pérdidas podría abastecer de agua potable a entre 10 y 20 millones de personas más en cada gran ciudad (ONU).

Para entender el tema debemos entender dos conceptos. La escasez de agua se produce donde no hay suficientes recursos hídricos disponibles para satisfacer las demandas de agua a medio-largo plazo. La sequía, por otra parte, se puede considerar como una disminución temporal de la disponibilidad de agua debido por ejemplo a la falta de precipitaciones. Las sequías pueden ocurrir en cualquier temporada y en cualquier parte del mundo, tanto en zonas con pocas precipitaciones, como nuestra zona norte de Chile, pero también en zonas donde no existe un déficit hídrico estructural, como por ejemplo el sur del país.

La escasez de agua es un fenómeno no solo natural sino también causado por la acción del ser humano. Hay suficiente agua potable en el planeta para abastecer a los 7.000 millones de personas que lo habitamos, pero ésta está distribuida de forma irregular, se desperdicia, está contaminada y se gestiona de forma insostenible. Ante tales hechos y proyecciones el futuro se ve sombrío si se mantienen las políticas actuales, de pronto la realidad representada en la ficción de la película Mad Max no parece tan descabellada.

Los líderes mundiales han asumido, a través de los Objetivos Mundiales del Desarrollo Sostenible, el compromiso de garantizar el abastecimiento de agua segura y saneamiento para todos, de aquí a 2030. Pero ¿si tuviésemos la tecnología para revertir todo esto?

Desde el año 1997, el francés, Marc Parent, trabaja en un prototipo para crear una turbina eólica que al producir electricidad a su vez condesa la humedad proveniente del aire para generar agua y que ya en el 2011 tiene prototipos que generan en Abu Dhabi (Emiratos Árabes) la cantidad de 1000lts de agua por día. En Chile, Héctor Pino junto a sus colaboradores crean Fresh Water hace un poco más de 3 años, donde realizan un sistema que logra captar la humedad relativa del ambiente y por medio de condensación, acelerando el ciclo natural del agua crear una especia de nube dentro de un aparto no más grande que un dispensador de agua purificada y obtener agua potable de consumo inmediato. Un aparto de logra obtener a la altura de San Pedro de Atacama 9 litros de agua para consumo diario y a nivel del mar hasta 30 litros de agua por día.

En conclusión, no sería correcto decir que existe una guerra por el agua sino una crisis por escases y sequías producto del cambio climático pero existe una solución que está literalmente en el aire rodeándonos y que nos exige como humanidad reflexionar y tener la voluntad de los gobiernos para garantizar el acceso universal a nuevas tecnologías que solucionen este problema.

Bibliografía

  • PNUD (programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo).
  • Artículo de XL semanal ¿La guerra del agua será el próximo conflicto planetario? Por Ixone Díaz Landaluce.
  • Departamento de Asuntos Económicos y Sociales de Naciones Unidas. “Decenio Internacional para la Acción, el agua fuente de vida 2005-2015.
  • FutureWater. Investigacion y consultoría en recursos hídricos para un futuro sostenible.
  • FreshWater. http://www.freshwatersolutions.org.
  • Eolewater http://www.eolewater.com/gb/company/history.html
  • El definido. “Chilenos crean máquina que transforma el aire en agua potable” Magdalena Araus.
  • BBC “El milagro de convertir el aire en agua potable” entrevista a Jessica Ruas Quartara, directora de Marketing de la UTEC

Sobre el Autor

1 comentario

  1. Berta

    Muchas gracias por tu aportación. Feliz semana.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *